Palazzo Gaetano Latini

(Palacio señorial que hospedó el patriota Cayetano Latini)

Antiguo palacio que parteneció a la noble familia Leo donde se acogió al patriota Cayetano Latini, como atestigua la lápida en la fachada del palacio.

 

CAYETANO LATINI 

 

Cayetano Latini nació en Castelgandolfo (pueblo cerca de Roma) el 15 de mayo de 1818. Su padre Angelo fue el comandante de el Ejército y su madre Livia fue la hija de Giacinto Scifelli, conspirador de Frosinone,  amigo de Luigi Angeloni (patriota y escritor, Frosinone 1758 - Londres 1842).  Cayetano era muy joven cuando entró en el ejército pontificio como oficial. Durante los Movimientos de 1848 se alistó con los voluntarios y luchó en el Véneto italiano, y luego volvió a Roma y enfrentó otras batallas; por su dedicación a estas batallas ganó la Medalla de plata al valor Militar en 1849. Después de la caída de la República Romana, Cayetano Latini se refugió en las Marcas manteniendo vínculos con los movimientos del Resurgimiento de Mazzini. En 1853 recibió el encargo de Interventor en la Guerra de las Marcas. En el mismo año empezaron movimientos en Milán, que según los organizadores, podían ser extendidos también a las Marcas y a la Romaña, pero la intervención de el ejército austriaco paró todas las tentativas.  Cayetano Latini intentó de convencer a los soldados húngaros que lucharon en el ejército austriaco para cambiar de frente y apoyar la causa de la unificación de Italia.
Un día, un conspirador fue detenido y puesto a la tortura, revelando las operaciones en curso. Muchos patriotas, entre ellos el mismo Latini, fueron encarcelados y sufrieron un proceso que duró 16 días; el 7 de febrero de 1854, todos los acusados ​​recibieron una sentencia de muerte. Afortunadamente, el emperador de Austria decidió de cambiar la pena en encarcelamineto, así que Latini fue condenado a 6 años que descontó en la fortaleza de S. Pelagia en Ancona. Se salvó otra vez gracias a la intervención de Papa Pío IX, que se empleó para conmutar la pena de Latini en Ancona en arresto domiciliario en Ceccano. Esto fue posible porque Latini se había casado con Apolonia Berardi, hermana de monseñor Giuseppe Berardi de Ceccano, un personaje influyente en la Curia Romana.
En Ceccano, el patriota se empleó por los trabajos de la realización de la línea de ferrocarril Roma-Cassino, citado por su cuñado Felipe Berardi, el hombre más poderoso de la ciudad.
El 2 de noviembre 1861 un trágico hecho ocurrió: Latini fue herido, tal vez accidentalmente en la cabeza por un disparo de su amigo Giuseppe Luzzi que estaba limpiando el arma. La lesión comportó a Latini la cegüedad total que lo acompañó hasta la muerte que ocurrió el 6 de noviembre de 1882. Fue sepultado en la Capilla de la familia Latini en el antiguo cementerio de Ceccano, y una epígrafe sobre el palacio que lo hospedó recuerda a este héroe del Resurgimiento italiano.

Contenuti

Immagini

2394